Adiestramiento

10 cosas que solo el dueño de un Husky Siberiano entenderá

Ningún zapato está a salvo si lo dejas solo con uno de estos lomitos

Por Zamira Gaxiola

-
10 cosas que solo el dueño de un Husky Siberiano entenderá

10 cosas que solo el dueño de un Husky Siberiano entenderá

Nadie puede negar que los Husky Siberianos son hermosos. Estos perros originarios de los rincones más fríos del planeta son conocidos porque se comportan como niños pequeños, son traviesos, alegres y muy leales a sus familias. Pero las travesuras de esta raza a veces se salen un poco de control. En la siguiente lista encontrarás 10 cosas que toda persona que tiene un Husky en casa ha experimentado alguna vez

También te puede interesar: Cómo saber si un Husky es original, 8 características

1. ¿Es un perro o es un lobo?

Si tienes un Husky, es seguro que en más de una ocasión te has visto obligado a explicarle a alguien la diferencia abismal que existe entre los perros y los lobos. Y que no, no estás paseando a un lobo.

2. "De seguro tienes un excelente perro guardián"

Si, claro. Si tan solo su tamaño y apariencias no fueran solo una cuartada para disfrazar lo dulces que son realmente. 

3. ¿Cuándo se acabará el pelo?

Su cabello está en todos lados, a todas horas, todos los días del año. Y eso sin contar el esfuerzo que se tiene que hacer para cepillar todo el pelo de un perrote de su tamaño. 

4. Ninguna barda es lo suficientemente alta

No sabemos como le hacen, pero ninguna barda es lo suficientemente alta para ellos. Siempre encuentran la manera de espiar a quien sea que vaya pasando. 

5. Balbuceos a todas horas

Los Huskys son una raza muy "habladora", todo el tiempo están haciendo diferentes sonidos para atraer la atención. Y eso es sin contar sus aullidos. 

6. ¿Quién pasea a quién?

Si tienes un Husky, sabes que por más entrenado que esté siempre será él o ella quien tome el liderazgo durante los paseos. Siempre será tu mascota quien te arrastre para dónde quiere ir. 

7. Jardín destrozado

Te has resignado a tener un jardín espectacular y lo has cambiado por un cráter lunar. Y es que a estos amigos peludos les encanta excavar por todos lados. 

8. Hiperactividad

Van y vienen, van y vienen. Corren para todos lados y exploran por toda la casa. Y es que estos lomitos tienen muchísima energía, y les es muy difícil quedarse quietos. 

9. Posiciones raras para dormir

Se duermen en las posiciones más extrañas posibles. Y aunque a sus dueños les parezcan increíblemente incómodas, ellos parecen estar en el paraíso de los sueños. 

También te puede interesar: 10 fotografías de perros Husky bebés que tienes que ver

10. Ningún zapato está a salvo

Finalmente, si tienes un Husky como mascota sabes que ningún zapato está a salvo en su presencia. Has aprendido a esconderlos todos o nunca dejarlo sin supervisión por miedo a quedarte sin tu par favorito. 

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo sobre perros, gatos, aves y mascotas exóticas.

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Adiestramiento