Lifestyle

10 cosas que debes hacer para que tu perro acepte al nuevo gato en casa

¿Acabas de adoptar a un gatito y ya tienes un perro en casa? Estas son las cosas que debes hacer para que ambos puedan llevarse bien desde el principio

Por Zamira Gaxiola

- 11 de Septiembre de 2021 - 16:47 hs
10 cosas que debes hacer para que tu perro acepte al nuevo gato en casa

10 cosas que debes hacer para que tu perro acepte al nuevo gato en casa

¿Tienes un perro en casa y acabas de adoptar un nuevo gato que se unirá a la familia? Como las personas, las mascotas necesitan ser presentadas de una manera adecuada para poder crear una amistad y una buena relación de convivencia dentro del hogar. Tanto los perros como los gatos son animales territoriales entonces es necesario realizar una introducción adecuada para evitar comportamientos indeseables por ambas partes. Te compartimos las cosas que debes hacer para lograr una buena aceptación de un perro hacia un gato, de acuerdo con los expertos de Paws.

También te puede interesar: ¿Cómo hacer que un perro acepte a un nuevo cachorro en casa?

Al momento de intentar que dos mascotas tan distintas se lleven bien es necesario tener expectativas realistas. Algunos perros y algunos gatos son más sociables que otros, mientras unos comparten su territorio fácilmente otros se pueden rehusar. Entonces la adaptación tiene que ocurrir de manera gradual y positiva para que pueda ser permanente. Para eso puedes seguir las siguientes recomendaciones

1. Inicia por el confinamiento

Confina al nuevo gatito en una habitación con su caja de arena, comida, agua, cama y el resto de sus pertenencias. La idea es que a tu perro y al gato los separe una sola puerta. Coloca sus tazones de comida a ambos lados de la puerta, para que coman con una barrera entre ellos. Esto ayudará a que asocien el olor del otro con algo positivo: comida. Al finalizar la hora de la merienda, abre un poco la puerta para que ambos animales puedan verse uno al otro. 

2. Intercambia aromas

Cambia las mantas, camas o algunas pertenencias de tu perro y tu gato para que tengan la oportunidad de acostumbrarse a los olores del otro. También puedes frotar una toalla sobre una de tus mascotas y colocarla debajo del plato de comida de la otra. 

3. Cambia sus áreas de estar

Una vez que el gatito esté usando su caja de arena y coma regularmente, déjalo tener tiempo libre en casa mientras confinas a tu perro. Esta es otra manera de que los animales experimenten los aromas de los demás sin una reunión cara a cara. También permite que el recién llegado se familiarice con su nuevo entorno sin asustarse.

4. Evita las reuniones agresivas

Evite cualquier interacción entre sus mascotas que resulte en un comportamiento agresivo o temeroso. Si se permite que estas respuestas se conviertan en un hábito, puede ser difícil cambiarlas. Es mejor presentar a sus mascotas entre sí de forma tan gradual que ninguno de los animales se asuste ni se vuelva agresivo. Si alguno de los animales se vuelve temeroso o agresivo, sepáralos y comienza de nuevo con el proceso de introducción.

5. Toma precauciones

Asegúrate de que ambas mascotas estén sanas antes de presentarlas entre sí. También trata de mantener la rutina diaria del can tan constante como sea posible. Y siempre que intentes que interactúen entre ellos, proporciona un espacio seguro para que cada uno se pueda retirar en caso de que las cosas no salgan muy bien.

También te puede interesar: 5 cosas que te harán pensar que tu mascota es más inteligente que tu

6. Practica los comandos de obediencia con tu gato

Si tu perro aún no domina los comandos básicos como "siéntate", "abajo", "ven" y "quédate", es mejor que los aprenda y practique antes de conocer a su nuevo compañero. Y si ya los conoce, aún así es recomendable la práctica para asegurarte de que puedas controlar a tu can durante las presentaciones con el nuevo minino.

7. Reunión en un espacio seguro

Una vez que su nuevo gato y su perro residente se sientan cómodos comiendo en lados opuestos de la puerta y hayan estado expuestos a los olores del otro, puedes intentar una reunión cara a cara. Ponle la correa a tu perro y, usando golosinas, haz que ambos se observen uno al otro desde lados opuestos de la habitación. 

8.Otorga libertad a tu minino poco a poco

Después de un par de reuniones cara a cara con tu perro, deja que tu gato tenga la libertad de explorar a tu perro a su propio ritmo si muestran señales positivas durante sus encuentros. No te olvides de tener golosinas al alcance, para motivar a ambas mascotas. 

9. Pausa siempre que algo sale mal

Si tu gato se escapa o se vuelve agresivo frente a tu perro, es probable que las presentaciones vayan demasiado rápido. Regresa a las estrategias anteriores y refuerza la seguridad que ambos animales sienten alrededor del otro.

10. El refuerzo positivo es tu mejor aliado

Si tu perro siempre es castigado cuando el gato está cerca, aunque lo amerite, nunca sabrá cómo debe comportarse de manera apropiada frente al minino. Debe asociar la experiencia con cosas positivas, como golosinas y afecto, en lugar de agresión. Entonces recompensa a tu can siempre que interactúe con el gato. 

¿Te fue útil esta información?

¡Sí! 0%
No. 0%
Síguenos en

En esta nota

Zamira Gaxiola

Licenciada en Estudios Internacionales desde 2021, por la Universidad Autónoma de Sinaloa. Realizó una estancia estudiantil en la Universidad de Varsovia, en Polonia, durante el invierno de 2019-2020. Se ha desempeñado como redactora para Bunko desde 2020. Hobbies: amante de viajar y conocer nuevas culturas, los temas de género, el idioma inglés, los animales; y la escritura, de ficción y acontecimientos internacionales.

Ver más

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo sobre perros, gatos, aves y mascotas exóticas.

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Más de Lifestyle